7 Tus mejillas, tras el velo,parecen dos mitades de granadas.