9 pero una sola es mi palomita preciosa,la hija consentida de su madre,la favorita de quien le dio la vida.Las mujeres la ven y la bendicen;las reinas y las concubinas la alaban.