16 Por eso, despójate de lo pagano que hay en tu corazón,a y ya no seas terco.