4 Clamó entonces Moisés al SEÑOR, y le dijo:—¿Qué voy a hacer con este pueblo? ¡Solo falta que me maten a pedradas!