18 mientras le reclamaba:—¡Así no, padre mío! ¡Pon tu mano derecha sobre la cabeza de este, que es el primogénito!