24 Pero la palabra de Dios seguía extendiéndose y difundiéndose.