43 Desoladas han quedado sus ciudades:como un sequedal, como un desierto.Nadie habita allí;nadie pasa por ese lugar.