21 »¡Compadézcanse de mí, amigos míos;compadézcanse, que la mano de Dios me ha golpeado!