42 exclamó:—¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el hijo que darás a luz!a