70 —¿Eres tú, entonces, el Hijo de Dios? —le preguntaron a una voz.—Ustedes mismos lo dicen.