24 Jesús se fue con él, y lo seguía una gran multitud, la cual lo apretujaba.