25 Pasa la tormenta y desaparece el malvado,pero el justo permanece firme para siempre.