Salmo de David, cuando huía de su hijo Absalón.

1 Muchos son, SEÑOR, mis enemigos;muchos son los que se me oponen,