2 Que se pueda compadecer de los ignorantes y extraviados, pues que él también está rodeado de flaqueza;