29 Mas ella, cuando le vió, se turbó de sus palabras, y pensaba qué salutación fuese ésta.