20 Tesoro codiciable y pingüe hay en la casa del sabio; Mas el hombre insensato lo disipará.