87 Casi me han echado por tierra: Mas yo no he dejado tus mandamientos.