1 Escuchad, cielos, y hablaré; y oiga la tierra los dichos de mi boca.