21 Y ninguno de los sacerdotes beberá vino cuando hubieren de entrar en el atrio interior.