30 Entonces procurando los marineros huir de la nave, y echando el esquife al mar, aparentando como que querĂ­an largar las anclas de proa,