38 Y satisfechos de comida, aliviaban la nave, echando el grano al mar.