12 En la ciudad quedó soledad, y con asolamiento fue herida la puerta.