18 Pero en aquellos días, dice el SEÑOR, no os acabaré del todo.