2 Nuestra heredad se ha vuelto a extra├▒os, nuestras casas a forasteros.