21 Por tres cosas se alborota la tierra, y la cuarta no puede sufrir: