2 Hazme escapar, y líbrame en tu justicia; inclina tu oído hacia mí y sálvame.