12 David tomó en serio estas palabras y temió grandemente a Aquis, rey de Gat.