13 pero en Betel no vuelvas a profetizar más, porque es santuario del rey y residencia real.