25 Y estaban ambos desnudos, el hombre y su mujer, y no se avergonzaban.