12 y el sacerdote lo valuará como bueno o como malo; como tú, el sacerdote, lo valúes, así será.