20 Después de haber cortado el carnero en pedazos, Moisés quemó la cabeza, los pedazos y el sebo.