28 Pero El dijo: Al contrario, dichosos los que oyen la palabra de Dios y la guardan.