28 Pero después de que yo haya resucitado, iré delante de vosotros a Galilea.