17 No penséis que he venido para abolir la ley o los profetas; no he venido para abolir, sino para cumplir.