2 Grande, en todo sentido. En primer lugar, porque a ellos les han sido confiados los oráculos de Dios.