6 Porque el SEÑOR conoce el camino de los justos, mas el camino de los impíos perecerá.