5 Clemente y justo es el SEÑOR; sí, compasivo es nuestro Dios.