17 Los impíos volverán al Seol, todas las naciones que se olvidan de Dios.