8 Tributad al SEÑOR la gloria debida a su nombre; traed ofrenda y entrad en sus atrios.