12 y que andéis honestamente para con los extraños, y que nada de ninguno deseéis