12 y el oro de aquella tierra es bueno; hay allí también bedelio y piedra cornerina