25 Mas para que se cumpla la palabra que está escrita en su ley: Que sin causa me aborrecieron