8 Pero el Señor
le dijo: “Tú querías construir el templo para honrar mi nombre; tu intención es buena,