20 Las montañas le ofrecen su mejor alimento,
donde juegan los animales salvajes.