1 Salmo 120
Cántico para los peregrinos que suben a Jerusalén.
Llevé mis problemas al Señor
;
clamé a él, y respondió a mi oración.