2 Pues él echó los cimientos de la tierra sobre los mares
y los estableció sobre las profundidades de los océanos.