18 Alaben al Señor
Dios, el Dios de Israel,
el único que hace semejantes maravillas.