3 Luego el Señor
saldrá a pelear contra esas naciones, como lo hizo en tiempos pasados.