5 sin dejarse llevar por los malos deseos como hacen los paganos, que no conocen a Dios;