27 El Dios eterno es tu refugio;por siempre te sostiene entre sus brazos.Expulsará de tu presencia al enemigoy te ordenará que lo destruyas.